Google Adsense

Ultrasonido de urgencia

Ultrasonido de urgencia
Jueves, 16 de Junio de 2011 05:42
E-mail Imprimir
Adolfo Pablo Borrazá

Centro Habana, La Habana, 16 de junio de 2011, (PD) Desde hace un mes
aproximadamente, Alexandra siente en su bajo vientre fuerte dolores que
la hacen retorcerse y gritar de dolor en las calurosas madrugadas de La
Habana. Un fastidioso y pequeño tumor en su cerebro a veces le acarrea
migrañas incontrolables. De ahí que los dolores aumenten su preocupación.

Pero al acudir al , la muchacha fue atendida por una estudiante
de boliviana. El dictamen fue: "una mala digestión". Alexandra
no había comido nada el día entero, pero le recetaron Dipirona para los
dolores y se acabó. A la casa sin análisis ni pruebas.

Días después (no pasó una semana), los malestares se acrecentaron. La
joven, con esa fuerza innata que tienen las féminas, le pidió
calmadamente a su esposo, Carlos, que la llevara a realizarse un
ultrasonido de urgencia.

Cuando llegaron al policlínico "Nguyen Van Troi", apenas a medio
kilómetro de su hogar, en Centro Habana, estaba atestado de personas con
diferentes padecimientos. Con un envidiable estoicismo, Alexandra esperó
su turno para solicitar el ultrasonido urgente.

Sorpresa y enojo envolvió al matrimonio cuando otra estudiante
latinoamericana le comunicó que allí no se hacían ultrasonidos de
urgencias, sino que estos se efectuaban en el Hospital Materno
popularmente conocido como "Maternidad de Línea", en El Vedado.

Una vez allí, le ordenaron el dichoso ultrasonido. Pero este no se hacía
en el Hospital Materno. Tendrían que retornar a la policlínica. Para
remate y más dolores tanto en el vientre como en el alma, la secretaria
encargada de repartir los turnos, se lo dio para dentro de un mes.

Ambos se miraron atónitos. ¿No era un ultrasonido de urgencia? ¿Entonces
por qué esperar tanto?

Las contrariedades que vive diariamente la pareja les ha enseñado que
nada es lo que parece. Lo del socialismo con igualdad y justicia, es
mero espejismo. Entonces decidieron actuar como la mayoría: comprar
(léase sobornar) los servicios del especialista de ultrasonidos.
Pensaban que con eso resolverían su problema, que al fin les iban a
comunicar la raíz de las dolencias de Alexandra.

Los ojos de Carlos vieron como el técnico examinaba a su señora y a la
vez hablaba por su . Sin apenas fijar su vista en el vientre de
ella, el experto les comunicó que todo era negativo, que no se mostraban
alteraciones de ningún tipo.

-¿Y los dolores de donde provienen? – preguntó Alexandra algo molesta.

- Habrá sido una indigestión, algo que comiste y te cayó mal- le
contestó el técnico.

Carlos y Alexandra salieron indignados. Piensan en aquellas personas que
se dejan timar por el discurso oficial de que Cuba es un lugar donde se
puede tener y educación garantizadas…y además gratis.

La joven continúa con sus fuertes dolores. Decidieron pagar a otro
técnico para que realice un ultrasonido más responsable. Pero si el
técnico muestra la actitud de su otro colega, van a armar un jaleo del
carajo. "A fin de cuentas, como dicen los Van Van, aquí nadie quiere a
nadie", sentencia Carlos.

http://www.primaveradigital.org/primavera/sociedad/sociedad/1609-ultrasonido-de-urgencia

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Google Adsense

Calender

June 2011
M T W T F S S
« May   Jul »
  1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30  

Google Adsense

Meta