News and Facts about Cuba

La pesca en la basura

La pesca en la basura
Enrique: Cierro bien la tapa de los latones, si tienen, porque muchos
están sin tapas o virados en el piso. Algunos “buzos” trabajan sucio y
los tumban, yo no, yo respeto la limpieza
viernes, junio 27, 2014 | Marcia Cairo

LA HABANA, Cuba -Son los llamados “buzos”, porque siempre están sacando
de entre los desperdicios algo que se pueda aprovechar. Enrique, o El
Pescador, como lo llaman, tiene más de sesenta años y se dedica a
registrar colectores de basura. Vive de eso.

¿Desde cuándo haces esto?

-Bueno, hace como 7 años me quedé sin trabajo, pues en el taller del
estado donde pinchaba como ayudante de mecánico, metieron a otro tipo,
un jefe hijo de mala madre. Y yo quise reclamar pero el sindicato no
movió ni un dedo. Un amigo habló conmigo y me dio el salve. Oye, me
dijo, yo vivo de los latones de basura, ¿quieres trabajar conmigo? Me
reí, y le dije que no al principio. No porque me diera asco, sino porque
creía que en la basura solo había basura. Luego me embulló y me llevó un
día con él a un recorrido. Encontramos maravillas.

¿Cómo lo hacen? ¿Meten la mano y ya?

-No, no (se ríe), eso tiene su técnica. Yo tengo un gancho largo que
hice con un perchero y ando con varias bolsas en un carrito que yo mismo
inventé con una caja de cerveza plástica, y las ruedas de unos patines
viejos. Ahora no te lo puedo enseñar porque lo tiene mi compañero,
nosotros nos turnamos…

¿Es su equipo de trabajo?

- Más o menos…

¿Y hoy estás de descanso?

-Se me ha quedado la manía cada vez que paso por al lado de algún latón,
y si está abierto ya no tengo remedio y miro lo que hay dentro.

¿Qué recoges entre tantos desperdicios?

-Hay de todo, desde , laticas de cerveza, de refresco, libros sin
carátula pero en buen estado. He encontrado tenis viejos, zapatos,
pedazos de lámparas, piezas de ventilador, ropa vieja, a veces envuelta
y todo, palos, despertadores rotos, discos de los antiguos, algunos sin
ralladuras; pomos de todo tipo, desde los de aceite de la tienda, de
mayonesa, de medicinas. Una vez vi un libro grandísimo y era una Biblia.
Esa no la vendí, la dejé en la iglesia porque creo en Dios, creo que él
me ha ayudado con este trabajo, que ahora me da para comer.

O sea, que vendes todos esos artículos

-Sí, las latas se las llevo a unos artesanos que hacen unas camaritas
fotográficas; ellos me dan 2 cuc por cada diez latas. La madera se la
doy al carpintero de mi barrio, y él me da algún dinero. Igual con las
piezas mecánicas, se las doy a uno que arregla ventiladores y lo que
sea. Y si son libros, a uno que tiene un timbiriche en la Plaza de
Armas; él los encuaderna y se los vende a los extranjeros. Los discos a
una mujer de mi barrio que le llueven los clientes que buscan esas
músicas de antes. Todo me sirve, hasta la comida que botan, se la llevo
a otro que cría puercos.

¿Usted tiene familia? ¿Con quién vive?

-Vivía con mi hermana y mi madre, pero mi madre falleció hace dos años.
Y mi hermana se fue a vivir a Santiago con sus hijos y nietos. Me quedé
solito. Tenía una mujercita, pero me dejó porque a veces me gusta darme
unos tragos…

¿Y dónde vive?

- P’allá arriba, en la calle Cuba, en un solarcito.

¿Tiene problema en las piernas?

-Hace unos meses me caí y me hice un esguince en el tobillo y todavía me
ha quedado el dolorcito, por eso uso este bastón, que también encontré
en la basura.

¿Tiene miedo a infectarse y contraer una enfermedad, a expensas de
bacterias y otros microorganismos que se encuentran en la basura y
pueden afectar la ?

-Tengo unos guantes de cuando tenía mi moto, pero a veces me pongo
jabitas en las manos, y cuando llego a mi casa me echo un poco de cloro
con y me las restriego bien con un cepillo. Después me doy un baño
caliente. Por la tarde me gusta jugar dominó y tomarme unos tragos de
ron con mis amigos. También oigo el radio, la pelota y la música
instrumental.

¿Le han llamado la atención las autoridades por ese tipo de trabajo?

-Me han llevado tres o cuatro veces para la estación de policía, pero me
sueltan pronto, no me levantan actas ni nada, solo me dicen que me
busque otro trabajo. Y yo les digo que soy cuidadoso, que meto todo en
mis jabas y en mi carrito. No riego la basura en el piso. Cierro bien la
tapa de los latones si tienen, porque muchos están sin tapas o virados
en el piso. Algunos “buzos” trabajan sucio y los tumban, yo no, yo
respeto la limpieza.

Han creado un trabajo por cuenta propia para los recogedores de latas…

-Eso es una explotación, lo miden por peso y dan una miseria. Lo mío me
lo busco yo. Aquí le quieren sacar a todo el mundo el dinero, hasta a la
gente más pobre. ¿Por qué no los ayudan de verdad? ¿Eh?

Imagine por un momento cómo sería esa ayuda a los más necesitados.

-Creo que haciendo lugares, tiendas con cosas más baratas para vender,
comida, ropa y otras cosas…, con otros precios, porque todo el mundo no
tiene dinero. Ya quitaron lo de la ropa reciclada esa…, todo lo quita
este gobierno, uno no puede hacer nada porque te lo quitan y ya…

Gracias y buena suerte con su trabajo.

Source: La pesca en la basura | Cubanet –
http://www.cubanet.org/actualidad/actualidad-destacados/la-pesca-en-la-basura/

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Follow Us
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Google PlusCheck Our Feed
Calender
June 2014
M T W T F S S
« May   Jul »
  1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30  
Donate for Servers
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Translate
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Cubaverdad on Twitter
Tweets by @Cubaverdad
Archives
Meta