News and Facts about Cuba

Por qué los bancos estadounidenses aún no han entrado en Cuba?

¿Por qué los bancos estadounidenses aún no han entrado en Cuba?
El diario “The Guardian” analiza por qué el sector financiero todavía no
se ha lanzado a la conquista de Cuba igual que otras empresas
norteamericanas como Airbnb o Netflix.
Enrique Aguado
abril 17, 2015

La confianza de los bancos estadounidenses para iniciar operaciones en
Cuba aún es débil. Y muchos de ellos temen no ser rentables a corto
plazo en el caso de que se lanzaran a ofrecer sus servicios en la isla.
Con ese argumento el diario The Guardian analiza por qué el sector
financiero aún no se ha lanzado a la conquista de Cuba como han hecho
otras empresas norteamericanas como Airbnb en el turístico o Netflix en
el audiovisual.

Estos casos concretos tienen, posiblemente, un valor más simbólico que
económico, ya que la posibilidad de hacer negocio en un mercado poco
preparado como es el cubano es lejana todavía. Más si se trata de
bancos, que permanecen regulados por férreas normas que les impone el
económico y que se ven amenazados por sanciones en el caso de
violar estas restricciones.

Según cita este diario, en 2009 Credit Suisse se vio obligado a pagar
$536 millones por las transacciones que realizó en Cuba, Irán y otros
países sancionados por , mientras que BNP Paribas afrontó
una multa de $8.9 billones en 2014 por trabajar con clientes sudaneses.
En otro orden de cosas, M&T Bank, la única entidad que prestaba
servicios financieros a la Oficina de Intereses Cubanos en Washington,
dejó de operar con el país el año pasado.

Por ese motivo, según cuenta en The Guardian Pedro Freyre, abogado y
de Akerman LLP, un bufete de Miami, “hay una enorme
exposición a estos riesgos de los reguladores de Estados Unidos, que han
impuesto multas muy sustanciales en las instituciones financieras”.

Como relata también el abogado de Gotham Government Relations Firm,
Antonio Martínez C. II, esto hace imposible que Cuba haga nada en el
sistema bancario internacional con dólares, porque “cualquier banco
relacionado con esa maraña de sanciones podría quedar atrapado en ella y
ser multado”.

Es obvio que el Gobierno estadounidense está animando a que los bancos
se acerquen a Cuba después que se flexibilizaran las normas comerciales
entre ambos países, pero aun así impera un clima de inseguridad que ha
impedido ningún anuncio importante en ese sentido.

Para el profesor de la de Columbia Christopher Sabatini,
experto en temas cubanos, el hecho de que los bancos y las compañías de
telecomunicaciones tengan que aclarar todo tipo de actividad en Cuba con
los Departamentos del Tesoro y de Comercio frena las iniciativas, ya que
los ejecutivos dirían que “no es rentable para nosotros”.

Más opciones con Cuba fuera de la lista terrorista

Sin embargo, el momento en que Obama anunció que apoyaba la salida de
Cuba de la lista de países patrocinadores del terrorismo cambió la
situación. Para Sabatini, esto “ha eliminado el miedo de tener sus
beneficios incautados por haber hecho negocios con un Estado terrorista.
Pero eso no significa que los banqueros se vayan a precipitar a la isla.
Como dice en The Guardian, “sólo porque algo se permita no significa que
vaya suceder, porque los bancos por naturaleza son reacios al riesgo”.

Los primeros pasos hacia este deshielo del sistema financiero en Cuba
los dio Master Card, cuando el 1 de marzo desbloqueó el uso de sus
tarjetas de crédito en la isla, aunque entonces Rob Rowe, vicepresidente
de la Asociación de Banqueros de Estados Unidos, declaró que “los bancos
están ciertamente atentos a los nuevos acontecimientos, pero el Gobierno
de Estados Unidos tiene que dar más pasos hasta que la industria puede
tomar acciones”.

En situación de espera están también American Express, Citi y JPMorgan
Chase, que han dicho que están interesados en obtener más detalles sobre
cómo Estados Unidos y Cuba van a empezar a aplicar las nuevas normas.
Los principales obstáculos siguen siendo las burocracias de los dos
países, especialmente por el sistema tan centralizado y controlador de
Cuba, que analiza cada caso por separado y basa sus decisiones en la
opinión de unos pocos elegidos.

Para Pedro Freyre esto no frena las expectativas, ya que existe “un
compromiso real por parte de las autoridades cubanas para hacer
cambios”, y eso es mucho. “No han estado viviendo completamente aislados
del universo como Corea del Norte”, dice.

Además, la salida de Cuba de esta lista de países que patrocinan el
terrorismo forma parte de una táctica de negociación, cita The Guardian,
ya que esto podría servir para que el Gobierno de Raúl Castro rebaje la
tasa de cambio del 10% que impone al dólar estadounidense, otro elemento
disuasorio para hacer negocios y la razón por la que las llamadas
telefónicas han sido siempre tan caras.

Como dice Freyre, para resumir esta situación, “Estados Unidos tiene una
válvula de control y Cuba tiene otra”. De cómo las muevan dependerá que
los bancos se animen a entrar en el país.

Source: ¿Por qué los bancos estadounidenses aún no han entrado en Cuba?

http://www.martinoticias.com/content/por-que-los-bancos-estadounidenses-aun-no-han-entrado-en-cuba/91220.html

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Follow Us
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Google PlusCheck Our Feed
Calender
April 2015
M T W T F S S
« Mar   May »
  1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30  
Donate for Servers
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Translate
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Cubaverdad on Twitter
Tweets by @Cubaverdad
Archives
Meta